Hay 3 Lados a Cada Historia

Blog

To view in English go here.

              Obtén el mp3/podcasts de este episodio gratis en iTunes.

– Transcripción 

Bienvenido a Tu Vida Ilimitada. Soy Carlos Marín, autor del best seller número uno La Fórmula de Éxito Ilimitado. Estamos en el episodio 33. No puedo creer que llevamos juntos más de la mitad de un año.

Hoy tengo una pregunta muy impactante para ti. Si te preguntara, ¿Qué es la realidad? ¿Cuál sería tu respuesta? He estado haciendo esta pregunta a miles de personas por más de 25 años y la mayoría de las personas dicen: «La realidad es lo que yo veo alrededor, es lo que puedo ver con mis ojos, oír con mis oídos, lo que puedo tocar con mis manos, con mis pies, lo que puedo probar, lo que puedo oler, es mi entorno, es mi ambiente, es lo físico, lo real en mi mundo.» Eso es parcialmente correcto, porque todo lo que nosotros podemos ver físicamente en nuestro mundo es el resultado o el efecto de algo. Y aunque no hay duda que es real, porque lo podemos tocar, lo podemos ver, lo podemos sentir, pero realmente es solo una parte de la realidad.

Actualmente hay dos tipos de realidades. La número uno es la realidad perceptual o perceptiva, es la que puedes percibir con los sentidos físicos – oler, tocar, ver, probar, sentir, escuchar. Pero esto es una realidad relativa, porque se basa en la relación entre tu mente y otro objeto – algo externo, algo relativo. Pueden ser dos objetos mentales, pero es relativa porque siempre es en relación a otra cosa. Tú entiendes y mides este tipo de realidad observando tu relación a ese otro objeto, a esa otra cosa. La realidad perceptiva puede ser muy alusiva, porque puede cambiar continuamente basado en cómo ves, cómo observas el tópico u objeto.

Existe una película que salió en el 2008, en español no sé el nombre, pero se llamaba Vantage Point en inglés, que significa punto de vista. Es una película que trata sobre un atentado de matar al presidente de los Estados Unidos. Hay varias personas que vieron lo que sucedió, pero cada uno de ellos estaba en un lugar diferente cuando sucedió este atentado. Cada uno de ellos cuenta lo que ellos dicen que es la verdad de lo que sucedió, pero cada uno de ellos pudo ver solamente parte de lo que sucedió, y otra parte estaba oculta a ellos. Cada uno recuenta lo que pasó, pero finalmente, al final de la película tú ves que lo que sucedió, era diferente a lo que cada uno de ellos dijo. Cada uno tenía un pedazo de la verdad, pero ninguno tenía la verdad total.

Le he dicho a la gente por muchos años que hay tres lados de cada historia. Y tú puedes decir, «¿Tres lados de cada historia?» Sí. Cuando las personas no están de acuerdo, decimos que no ven las cosas de la misma forma. Esto significa que tienen diferentes percepciones sobre el mismo tópico, idea o experiencia, como vimos en esa película. Esta diferencia de percepción es el tema de conflictos, desacuerdos y argumentos, y de todos los problemas de comunicación que existen entre los seres humanos, incluso entre tu propio ser, tú contigo mismo, con tu propia mente.

En el transcurso de los últimos 30 años construyendo redes de marketing, he asesorado a miles y miles de personas sobre conflictos de liderazgo. Líderes luchando uno con el otro por diferentes temas y tratando de ser el más macho de la película o el que sale primero, broncas entre asociados, y hasta entre matrimonios. Todos los desacuerdos fueron por diferencias de percepciones – veían las cosas de diferentes puntos de vista. Lo interesante también, es que en la historia de cada una de estas personas, ellos estaban en lo correcto, y el otro siempre en lo incorrecto. El argumento o la bronca era sobre el desacuerdo de percepciones. Cada uno de ellos sentía que estaba en lo correcto por su creencia en su percepción. Y como yo digo, «Hay tres lados de cada historia,» porque en algún punto entre la historia número 1 y la historia número 2, se encuentra lo que actualmente sucedió, igual que en la película. Entre todos los cinco o seis – no me acuerdo cuántos – diferentes puntos de vista, en algún lugar en el medio todos tomaron una porción de la verdad. Pero la verdad era totalmente diferente a lo que todos dijeron.

Cada uno tiene un pedazo de la verdad, pero todos lo ven desde su punto de vista, desde su percepción y cada uno de ellos cree tener la verdad y el otro una mentira. Muy interesante. Entonces, lo que tú percibes ser se convierte en la realidad que vivirás. Porque si es verdad para ti, determina lo que tú ves, lo que tú oyes, lo que sientes y atraes a tu mundo. La verdad para ti es lo que hace buscar las cosas en tu mundo. Y lo que nosotros buscamos lo encontramos. La realidad perceptiva puede ser muy poderosa cuando se usa conscientemente, porque con ella podemos cambiar nuestras creencias y al cambiar nuestras creencias, cambiamos nuestro mundo.

Otra forma de ver esto es con uno mismo. En mi historia, cuando comencé en los negocios, yo tenía una percepción de víctima. Sentía que otros eran culpables por mis problemas, por mi situación, por mi falta de éxito, por mi falta de dinero; que era la culpa del gobierno, la inflación que teníamos en el país, la crisis de energía, que sí, en ese entonces, en los años 70 y 80 había crisis de energía, no solo ahora. Yo culpaba a otros, «No, porque mis padres no me enseñaron esto, porque no me dieron este tipo de educación. No, porque mi jefe es un esto y lo otro. Porque las personas y la competencia ahí afuera. Los que tienen quieren quitarle a los que no tienen,» etc.

Me asociaba con personas que tenían mentalidad de víctima, entonces yo tenía mentalidad de víctima y eso causó la realidad que estaba viviendo, vivir en falta y escasez. Hasta que cambié mi percepción. O sea, en mi negocio, con mis mentores, empecé a ver que había que tomar el 100% de la responsabilidad por la vida de uno. Tenía yo mismo que controlar mi mente, mi percepción, mi punto de vista. Tenía que controlar mi actitud. Yo tenía que crear una actitud mental positiva, y mirar las cosas de forma positiva, y mirar y creer que cada problema traía consigo mismo su propia solución y un beneficio mayor. Entonces, tomando esa responsabilidad pude cambiar y transformar mi vida. Todo cambió, en el momento en que yo dije: «¿Sabes qué? Yo no voy a culpar más a nadie. Yo soy 100% responsable por mi vida y resultados.» ¿Y sabes qué? Si eres víctima, si otra persona está en control de tu vida, nunca vas a vivir una vida llena de alegría y llena de propósito. La única forma de vivir una vida con pasión, propósito, alegría, y felicidad es tomando responsabilidad por la vida y resultados. Y cuando hice eso, todo empezó a cambiar, todo en ese momento comenzó a cambiar.

En el próximo show voy a hablar sobre el segundo tipo de realidad, que es muy poderosa porque con ella podemos dirigir nuestras propias percepciones. O sea, esta otra realidad, que es la realidad que muestra poder. Y con esa realidad podemos dirigir nuestras propias percepciones, que transformaran nuestra vida para vivir nuestros sueños.

Te invito a que compartas este show con cinco personas que amas y que quieres ayudar a transformar su vida para lograr el éxito, riquezas, felicidad que ellos desean. Comparte el amor, ayúdame en mi misión a empoderar millones de personas a saber su poder interno y grandeza, ser libres y vivir su más alta visión.

Así que si no lo has hecho todavía suscríbete a mi canal de YouTube, y compártelo con todos los que conoces para que todos puedan ver los shows en un lugar gratis y fácil todas las semanas. Lo puedes hacer en el icono al final del show o puedes ir a http://youtube.com/CarlosMarinTV.

Hasta la semana que viene, que Dios te bendiga, y vive tu vida ilimitada.

Signature

(10) comments

Add Your Reply
Jamas Te Pierdas Un Video o Artículo de Carlos

Obtén notificaciones de Carlos Marin directamente a tu email y nunca te pierdas un video o artículo.

Tu informacion nunca sera compartida con nadie
x